Xbox One llega por fin a la fase beta y aprovecha para dar un empujoncito a sus gráficos




Faltan aún unos cuantos meses para que podamos echar el lazo a la flamante Xbox One pero para terminar de ponernos verdes de envidia, hoy podemos confirmarte que algunos trabajadores de Microsoft han comenzado ya a recibir la suya. Marc Whitten (vicepresidente de Xbox) acaba de asegurarlo en un encuentro con nuestros compañeros de la edición en inglés, indicando que las primeras betas internas de la unidad comercial no sólo han llegado a manos de los más cercanos a proyecto -entre ellos Larry Hryb, más conocido como Major Nelson-, sino que muchos estudios tienen ya también en su poder la versión final del kit de desarrollo.


La historia no acaba ahí, ya que Whitten nos ha contado que Microsoft ha incrementado la velocidad del reloj de su GPU de 800 a 853 Mhz, ha lanzado su "mono driver" para desarrolladores (uno para DirectX que, según indica está "100% optimizado para Xbox One") y que cada vez son más los juegos que se acercan a su fase final. En resumidas cuentas, que la transición entre el modelo visto en las presentaciones de prensa y el dispositivo comercial es ya un hecho. Hasta ahí podemos contarte de todo lo comentado por Whitten, que nos insta a esperar las pocas semanas que quedan hasta la próxima Gamescom para descubrir más detalles.


Fuente | Engadget